Slide_noticias_2

Noticias ///

23 de junio /// Medidas económicas del Gobierno tras el 18-O y

dijo el director de Presupuestos, Matías Acevedo, al exponer el escenario macroeconómico del país.

SANTIAGO.- Las nuevas estimaciones de la Dirección de Presupuestos del Ministerio de Hacienda confirmaron lo que a todas luces parece que sucederá con la economía chilena este año: el PIB anotará su mayor contracción desde inicios de los '80 y en 2021 se recuperaría a una tasa del 5,5%. Así, mientras el Banco Central prevé que la actividad podría caer hasta un 7,5% en 2020, el Gobierno anticipa que dicho desplome será de 6,5% en 2020. Lo anterior, como efecto del golpe económico del covid-19 en el país y ante "un deterioro más pronunciado que el que estábamos estimando a inicios de la pandemia".

El director de Presupuestos, Matías Acevedo, expuso en la presentación del Informe de Finanzas Públicas del segundo trimestre que la mayoría de las estimaciones macroeconómicas del país se vieron afectadas desde abril -fecha en que se publicó el primer informe- no solo por las peores cifras de actividad que se han estado observando, sino que también por las medidas económicas impulsadas por el Gobierno para hacer frente a la crisis. En esa línea, informó que los cálculos de la Dipres apuntan a que los ingresos del Gobierno central se contraerán 16,1% en 2020, su peor caída desde 2009, mientras que el gasto público se expandirá 11,4%, su mayor porcentaje también desde la crisis subprime. Frente a dicho escenario, el déficit fiscal efectivo proyectado para 2020 alcanzaría el 9,6% del PIB, el mayo registro desde 1974 y 1,6 puntos porcentuales por sobre lo estimado hace dos meses

En ese sentido, agregó: "Es evidente que en momentos extraordinarios, la política fiscal también tiene que jugar un rol extraordinario y, en este contexto, si uno suma el impulso fiscal de todas las iniciativas y paquetes que se han lanzado desde el 18 de octubre a la fecha, que no necesariamente se han gastado, estoy hablando de lo anunciado, estamos hablando de cerca de US$35 mil millones". "Eso es la mitad del PIB del primer trimestre de este año y es equivalente a la mitad del gasto público de un año normal, esa es la magnitud del impulso fiscal actual", comparó Acevedo para dimensionar la cifra, la cual equivale al 14,5% del PIB de Chile según confirmaron a Emol desde la Dipres.

El economista remarcó que dichos US35 mil millones de impulso "lo que hacen es cruzar de una u otra manera los distintos sectores económicos con créditos, el apoyo a las familias, el apoyo a las emergencias, apoyo a la emergencia sanitaria de la salud y también a financiar programas sociales permanentes". Al respecto, nombró las medidas impulsadas por el Ejecutivo tras el estallido social, como el aumento de las pensiones del Pilar Solidario y las rebajas en el transporte público a los adultos mayores. "En definitiva, podría nombrar una serie de medidas que han generado gastos permanentes y otras que hoy están generando gastos transitorios", dijo Acevedo. La importancia del Acuerdo Covid y la trayectoria de la deuda bruta La deuda bruta del Gobierno central cerraría 2020 en 34,8% del PIB y subiría a 39,6% en 2021. Ante la subida, el director de Presupuestos subrayó la importancia del acuerdo alcanzado entre el Gobierno y la oposición para el Plan de Emergencia, el cual contempla un fondo de hasta US$24 mil millones para usar en un plazo de 24 meses. "Uno de los riesgos que uno enfrenta cuando tiene que generar políticas transitorias es que se transformen en políticas permanentes (...). El gran riesgo de todas estas medidas es que se queden, que no se retiren en el momento adecuado y, por lo tanto, lo que hace este acuerdo es definir un marco de 24 meses donde se gastarán recursos de un fondo extra presupuestario y eso nos va a segurar a que el retiro de este paquete, en la medida de que la emergencia vaya superándose, sea más rápido", comentó.

Considerando que el Gobierno del Presidente Sebastián Piñera finaliza a inicios de 2022, Acevedo sostuvo que "qué va a pasar de ahí en adelante es resorte de la siguiente Administración y aquí es donde está el verdadero desafío, aquí es donde está la hora de la verdad". Y siguió: "Tenemos dos caminos, seguir con el gasto creciendo tal como lo hemos hecho en los últimos 5-6 años y seguir aumentando los déficit y los niveles de deuda; o el segundo camino, y que se acordó en este plan económico de emergencia, es definir una convergencia a un nivel de déficit razonable para nuestra realidad y converger a un nivel de deuda consistente con un país como Chile que está en vías de desarrollo". Para efectos ilustrativos, la Dipres mostró en su presentación una simulación gráfica de la evolución de la deuda bruta del país a través de los dos caminos mencionados anteriormente. Así, "si no cambiamos el rumbo y mantenemos -en promedio- la tasa de crecimiento del gasto que hemos tenido en los últimos 4 años, la deuda bruta va a llegar al año a 2030 a niveles del 70%", dijo Acevedo.

En cambio, "si respetamos el compromiso de convergencia que hemos definido en este marco de entendimiento, donde entendemos que va a haber un periodo donde vamos a tener un gasto extraordinario que vamos a tener que financiar con fuentes extraordinarias de deuda y fondo soberanos, si mantenemos ese compromiso de convergencia en el tiempo, nosotros deberíamos estabilizar la deuda bruta en torno a niveles de 45% y menos hacia el año 2030". "Nosotros estamos comprometidos con esta trayectoria, donde básicamente entendemos que una vez pasada esta emergencia se va a retirar este paquete de gasto en forma gradual, con una fecha de término y en adelante vamos a poder empezar a converger a un nivel de deuda en torno al 45%, consistente para un país como Chile".

Fuente: Emol.com

Btn_prev_blue volver